domingo, 25 de mayo de 2008

La madre de Artigas

José Gervasio Artigas es el prócer de nuestra tierra. Durante el período escolar y liceal nos enseñan a quererlo, nos cautivan con cuentos patriotas y nos bombardean con frases del prócer: “…Sean los orientales tan ilustrados como valientes…”, “…Curar a los heridos, clemencia para los vencidos…”. Y existe una tercera que incluye perros cimarrones, que en estos momentos no me acuerdo, que deja a entender que peleará como un perro cimarrón, dejando claro que ya en el 1800 las peleas clandestinas de perros eran algo habitual.

Imagínense el honor de llevar el apellido Artigas en estos tiempos que corren. Dicho honor puede conllevar cierta vergüenza en tu etapa adolescente si además tus padres eligieron bautizarte José Gervasio. Creer o reventar pero existe en este Uruguay del siglo veintiuno un José Gervasio Artigas que reside en el departamento de San José.

A sus 17 años José disfruta más del vino y de hacerse la rata que concurrir al liceo, con la cual su madre se ve doblemente preocupada. Primero por que su hijo no concurre a clases, motivo por el cual este Artigas no logrará ser tan ilustrado como valiente, y en segundo lugar no porque le moleste el gusto que desarrolló José por el vino, sino que lo que más la preocupa es no poder cobrar a fin de mes las asignaciones familiares debido a las constantes faltas de su hijo al liceo.

Para remediar esta situación la madre de Artigas tuvo la feliz idea, cuaderno y lapicera en mano, de asistir ella misma a tomar las clases. La primer materia de esa noche, vaya paradoja del destino era Historia.

El profesor al detectar que posiblemente era una alumna nueva le preguntó:

“…Buena amiga… ¿Usted quién es? ¿Esta en lista?...”

A lo cual la señora respondió orgullosa:

“…Yo…yo soy la madre de José Gervasio Artigas…y vengo a tomar clases en lugar de mi hijo…”

El docente sorprendido y ante la risa de los demás alumnos, le explicó a la señora que esto no era lo correcto y que debía ser el propio José Gervasio Artigas quien debía asistir a clase.

Minutos más tarde la directora y adscripta de la institución educativa le explicaban a la señora fuera del salón que lo que ella pretendía en primera instancia no podía llevarse a cabo. Entonces fue la madre de Artigas quien salió del liceo y fue a buscar a su hijo que se encontraba en una zanja disfrutando de un delicioso Tanat, para que éste fuera a clase.

Mientras tanto en el salón el profesor intentaba calmar las risas de los compañeros y amenazó con voz de mando:

“…al que se ría cuando entre José Gervasio Artigas…le pongo un uno…”

Y la clase explotó en una sola carcajada.

Existen las leyendas de que Artigas era contrabandista, se casó con su prima y que su camino a héroe esconde piedras en el camino. Esta historia no contada en las esuelas se asemeja muchas más a la historia de nuestro amigo José Gervasio Artigas.

José Gervasio Artigas entró a clase, y en ese momento no voló ni una mosca, solo un alumno comentó:

“…Me acaba de mandar un SMS Juan Antonio Lavalleja, que se le inundó el bote y llega mañana…”

Celebración cuentera

Con claros cuentos
crezco,
comunico,
cautivo corazones.
Con cuerpo cetrino
camino como ciclón
cruzando calles
combinando creaciones
con canciones
captando corajes.
Coetáneos, compañeros
caminen conmigo
cierren cicatrices.
Celebremos contentos,
comamos confites,
convidemos con coctel,
compartamos caricias
cosechemos cariño.

Tita.

sábado, 24 de mayo de 2008

La placita

Pasé mi infancia que transcurrió a los inicios de la década de los ochenta entre la escuela y el bario. Mi barrio tenía la placita como centro de reunión, lo que podría ser hoy un club social y deportivo.

Yaguarón e Islas de Flores son las calles donde se daba la cita, unos cuantos árboles que le servían de muralla que cuidaban a “La placita” de los olores de las seis de la tarde de la fábrica de jabones Strauch y del Cementerio Central. Unos bancos en forma de cinco sin terminar, eran la escenografía que nos encontraba tarde tras tarde cuando veníamos de la escuela y día tras día durante nuestras vacaciones.

Los deportes no faltaban, basket, volley y fútbol eran los preferidos por los mayores que llegaban después de las siete de la noche y marcaban las canchas con pinturas donadas por el ferretero del barrio, dejándonos un espacio para los más chicos. Nosotros los más jóvenes les pusimos “Club social y deportivo La placita fútbol club”.

Nombre que por su extensión no duro mucho en perderse así como se perdieron los deportes, las bolitas y las arañas que dormían en la pared empedrada que daba a la fabrica. La culpa de tal exterminio se la llevaron las hamacas y la jaula de los monos que un día la Intendencia de Montevideo puso sin preguntarle al barrio si eran necesarias.

El palco, que veraneaba en febrero cuando se acercaba el desfile de llamadas, servía de tribuna para los partidos nocturnos que se jugaba sobre el hormigón de Islas de Flores. Hacía las veces de montaña donde nos trepábamos sin tocar el piso mezclándonos con los tablones.

La placita fue la vivienda de Pachamé también, un pichi, un linyera o vagabundo. Un señor que bien temprano barría la plaza, para cuando nosotros fuéramos a jugar no tuviéramos hojas en el medio de la cancha. Lo acompañaba “El corbata” su mascota, su perro, que después de un tiempo también se transformó en nuestro perro. Al único perro al que le tuve cariño fue al Corbata.

Juan, el padre de Líber, fue el que movió a nuestros padres y entre todos lograron contactar a Pachame con su hijo quien un día vino de Buenos Aires a buscarlo. Luego de eso a Pachamé lo volvimos a ver solo una vez, pasó a visitarnos pero la plaza ya no era la misma, las hamacas la habían invadido. Pachamé nos contó que vivía con su hijo y que ya no necesitaba de las plazas para utilizarlas de hotel.

Fue Juan quien en la placita nos enseñó a cabecear, no saco el miedo a la pelota cuando ésta venía en el aire, nos enseño que era el parietal derecho, y fue al primero que escuché decir: “…Pégale un frentazo con ojos abiertos, como si…saludaras a la bandera…”

Mi abuela Pocha en su balcón, la mamá del Tatén y Marcos desde la florería y Bafico el carpintero eran los guardias que desde sus garitas vigilaban que las peleas solo quedaran en empujones. En eso tiempos el mayor motivo para irse a las manos, pelearse, era que te insultaran a tu madre. Cómo nos poníamos y totalmente enfurecidos recriminábamos a nuestros agresor: “…a mi decíme lo que quieras, puteame a mi, pero no te metas con mi madre, que mi madre no es ninguna put…” Y ya luego de eso venían los empujones, y los vecinos que empezaban a correr para separar. Si el comando de seguridad fallaba, las peleas eran mano a mano, sin garrones y prohibido pegarle a alguien cuando éste estaba en el piso.

Hoy paso y mi “Placita” ya no existe, ya no es mi “Placita”. Los códigos y habitantes de esta Plaza ya no me pertenecen ya no son míos, me son ajenos y son distintos, la culpa que la “Placita” se transformara, de que cambiara, hasta el día de hoy les juro que es de las hamacas y la jaula de los monos.

miércoles, 21 de mayo de 2008

Me preocupa ser Bueno

Si bien desde este espacio he esquivado al tema clásico, y campeonato uruguayo. (Solo por las consecuencias que podría traerme babosear por adelantado)

Hoy quiero plantearles un tema que por demás me preocupa, y no es las ganas que tengo de sacar el manya que llevo dentro, sino que me preocupa entender los gestos, ademanes y caras de Carlos Bueno.

Al principio como todo ser humano normal, sus gestos y brazos al viento me parecían de un ser fuera de sus cabales o con problemas personales, llegue a pensar que jugaba con un celular de manos libres, y mientras erraba un gol o no le pasaban el balón, comentaba con su amigo (Claro) al que puede comunicarse sin costo. Al igual que lo hacen varios peatones al caminar por nuestra ciudad y nos dejan la duda de si están locos o hablan por celular.

Desde el pasado clásico traduzco los gestos de Bueno, sin necesidad de cuestionarme si es esto correcto o no. Lo entiendo, lo comprendo y lo que es peor lo imito.

Si, lo imito poniendo en riesgo la humanidad de quien comparte conmigo esos momentos. En su gol clásico tome de las cintura a la ahijada de mi señora y la volé por los aires, mientras realizaba ademanes con los brazos (cuando la niña estaba en el aire obvio)

Al principio no me cuestione esta actitud, argumentando cual periodista deportivo que justifica la violencia en las canchas de fútbol, es la adrenalina que en los clásicos esta a mil. Pero este domingo volví a sufrir del síndrome Bueno, pero esta vez la adrenalina estaba a 0,000003 pues estaba tirado en la cama viendo el partido. Y traducía todos los gestos y ademanes de Bueno.

Por lo tanto desde el domingo estoy preocupado y me cuestiono: ¿Vale la pena ser Bueno?

martes, 20 de mayo de 2008

El colmo del empleado público

Como soy empleado público, según el mito popular dichos trámites los realizo de taquíto. Pues no es así y soy “el colmo del empleado público”.

Les paso a contar que desde hace dos años que comencé los trámites para cobrar por cajero automático y dicho trámite se vio trancado infinidad de veces, por lo tanto sigo cobrando por cheque, lo cual conlleva a que como trabajo en San José y vivo en Montevideo, tengo que hacer malabarismo con el reloj para poder cobrarlo, además tengo horario fijo no rotativo o a elección.

A su vez me afilié a la Médica Uruguaya hace más de un año por el seguro médico que por fin nos brindo el estado a los docentes, un símil de DISSE que tenemos los trabajadores en el Uruguay (seguro médico)

El pasado domingo me desperté con el tobillo hinchado y con un fuerte dolor en mi pierna derecha. Cuando el dolor se hacia mas intenso, decidí ir a la urgencia de la citada mutualista. Fue ahí que me llevé la grata sorpresa de que BPS me había dado de baja desde Agosto del 2007. Aclaro que desde marzo del 2006 que trabajo de forma ininterrumpida en secundaria, por lo tanto no habría razón para dictar mi baja por parte de BPS.

Al final me sacaron una placa, la cual pongo a disposición y entre todos podamos confirmar si es solo un esguince o es una fisura. Por todo esto me auto denomino el “colmo del empleado público”

Mañana, si puedo caminar, iremos a BPS a intentar solucionar el tema.

domingo, 18 de mayo de 2008

Carta de los profesores del Liceo de Rncón de la Bolsa

Los profesores del Liceo de Rincón de la Bolsa hacemos llegar a la población nuestros reclamos respecto a las gravísimas e impostergables necesidades de nuestro liceo. Todas estas situaciones son de conocimiento del las autoridades, no existiendo hasta el momento decisión de solucionarlas.
* Se mantienen desde hace tiempo los mismos grupos sin considerar el aumento de alumnos. Este año se registra un promedio de 38 alumnos por grupo en primer año y de 34 alumnos en segundo año, lo que hace imposible para el docente brindar la atención individual que cada alumno merece.

* Hay salones donde no se cuenta con el espacio mínimo para caminar entre los bancos debido a la superpoblación, que genera además un continuo clima de violencia.

* Se producen filtraciones en los techos durante las lluvias, escurriendo el agua sobre instalaciones eléctricas precarias.

* Las ladrillos de las paredes y las baldosas de los pisos se desprenden, causando tropezones y caídas a los alumnos y profesores que en cada recreo deben pasar por allí.

* El estado de los baños es deplorable. Los revestimientos están deteriorados al extremo. En el baño de varones, ningún gabinete tiene puerta, los alumnos deben hacer sus necesidades a la vista de los demás. Hay sólo 3 inodoros para 300 varones en el turno vespertino y sólo hay una canilla en todo el liceo para uso por parte de los alumnos varones. No existen bebederos. El baño de profesores está continuamente inundado debido a problemas de nivel y desborde de las cámaras sépticas. En los baños de alumnas, algunos gabinetes carecen de puerta y en los que la tienen, éstas no cierran bien.
* La resolución del problema locativo es urgente. El liceo tiene 12 salones de clase y funcionan 16 grupos en el tunno de la tarde y 15 grupos en el turno nocturno. ¡Sí, hay más grupos que salones!

* Para paliar la grave carencia de salones, se han perdido importantísimos espacios como los laboratorios de Biología, Física y Química así como el salón de actos. Estos espacios están sufriendo a diario roturas irreparables debido al uso inadecuado que de ellos se hace. Esta situación “de emergencia” persiste desde el año 2000 al menos.

* Los alumnos que reciben todas sus clases en los laboratorios pasan 5 horas por día en bancos sin respaldo y con mesas a una altura inadecuada, provocándoles frecuentes dolores de espalda e incomodidad; así como distracción en las clases debido a lo inadecuado del salón lo que repercute directamente en los aprendizajes.

* Es imprescindible la construcción de otro liceo en la zona, seguramente en Delta del Tigre, de donde solamente a ciclo básico asisten cerca de 200 alumnos que recorren más de 3 kilómetros para llegar a este liceo. Esto solucionaría en gran medida los problemas locativos de la institución.

* Las clases de Educación Física se desarrollan en una Plaza de Deportes con falta de seguridad y problemas de higiene. La instalación sanitaria está en malas condiciones, encontrándose los baños de varones inhabilitados. Varones, niñas y docentes se turnan en el uso del único baño habilitado. Encontrándose la plaza a 5 cuadras del liceo, tampoco se cuenta allí con teléfono para los casos de emergencia o accidentes. Los profesores se ven muy limitados por la necesidad de llevar y traer los materiales cada día debido a los continuos robos del año 2006. La infraestructura deportiva es inexistente. La plaza es casi un terreno baldío.

* La inseguridad en el Liceo preocupa a todos. Es imprescindible un cerco perimetral completo. Se han producido agresiones verbales y físicas a los alumnos en la entrada y salida de los turnos por parte de personas ajenas a la institución. Los docentes y personal han sido insultados y en algún caso amenazados por estas personas a través de las ventanas o en la puerta.

Creemos que las anteriores realidades son denigrantes para la Educación y que sólo podrán ser resueltas cuando la Educación tenga Autonomía y Cogobierno,
Presupuesto justo, Salario y condiciones de trabajo dignos para los docentes
Los docentes hacemos responsable al Consejo de Educación Secundaria de cualquier situación provocada por la no atención a los problemas anteriormente mencionados, problemas que vienen siendo denunciados reiteradamente al menos desde el año 2005.

La Educación es uno de los derechos humanos y como tal es responsabilidad de las autoridades garantizar los recursos necesarios para hacerlo cumplir.

Profesores del Liceo de Rincón de la Bolsa

sábado, 17 de mayo de 2008

Ausentismo docente

Al parecer el gran mal de nuestra educación es al ausentismo docente, esta revelación es sostenida por un grupo de padres preocupados (que tienen su propio blog, ¡competencia!) y sostenida por el Batllismo, acabo de escuchar (por error) el final del lanzamiento de un candidato de dicha corriente política, que acusa también al ausentismo docente de los males de la educación.
Si bien existen dentro de nuestro sistema educativo docente que se hacen “la rata” más seguido que los alumnos, también es cierto que el sistema se los permite, seguramente los ausentados no somos los docentes éticos, sino dinosaurios que el sistema los volvió inamovibles.
Pero me parece fácil y poco crítico reducir los problemas de la educación a los dinosaurios (que ya que estoy comienza una muestra en la “Rural del Prado”). Me parece oportuno aclarar que hablo de la educación pública, la misma educación de la cual los hijos de la clase política de nuestro país no pisan desde Rivera a la fecha, pero que se desgarran las vestiduras para reformar.
Vivimos tiempos donde escuchamos a diario a padres que comentan que no pueden con sus hijos, donde cobraría total vigencia la teoría del creador de Batman, para que su hijo sea una persona honesta y de bien, hágase matar por el Guasón (o Jocker), y su hijo será multimillonario y superhéroe al mejor estilo Bruno Díaz.
Mejorar la educación pública no es solo tarea de algunos pocos, sino de todos los actores educativos (profesores, padres y alumnos) Es hora de dejar de buscar culpables y comenzar a pensar soluciones para mejorarla.
Una reforma educativa debería cuestionarse si no es hora de dejar de sentarse en fila, pues Varela nos acomodo así y como buenos uruguayos nunca nos “desfilamos”.

jueves, 15 de mayo de 2008

Pantera ¿Rosa?

El pasado fin de semana al ausentarse mi suegra y teniendo el parrillero de su casa a disposición, se nos ocurrió con Analía juntar a los amigos parar disfrutar de un asado. Esta idea se vio frustrada pues nos enteramos al comenzar a enviar mensajes de textos, que el sábado 10 de mayo era el cumpleaños de nuestro amigo José Carlos “Pantera de Mozambique” Valbuena.

Al ágape organizado por “Pantera” asistieron compañeros de trabajo, familiares y amigos del agasajado. Los compañeros de trabajo de “Pantera” amenizaron la reunión con tambores y guitarra, momento estropeado por quien escribe esta nota que luego de varios litros de cerveza, tuvo la feliz idea de homenajear a “Pantera” con su clásico rap “Mi abuela” (Rap que guardo en mi disco duro y sale a la luz sólo cuando tomo cerveza)

Dentro de los amigos, los integrantes de La Bada FC se hicieron presentes permitiéndome ponerme al tanto de los “clásicos” y de las “clásicas” discrepancias que conlleva el balón pie. Hasta el momento La C-Bada disfruta de su arranque dulce en la disputa de La Bada Cup ‘08, mientras que Azzurros FC no da puntada sin hilo, y su presidente Andrés Barbe maneja llevar algunos fallos ante el “Tribunal de la Halla” para lograr puntos que hasta el momento dentro del verde sintético se le vienen negando.

Por la parte familiar los hermanos de “Pantera”, Tati, Toto, Tuto, (o algo similares los apodos de estos) no logro distinguir ¿cuál es cuál? en los eventos sociales por parte de este cronista, ya que cerveza mediante son bastante parecidos. Uno de los hermanos de "Pantera" se destaco al frente de la parrilla, mientras el otro tuvo activa participación manejando el micrófonos de los artistas anteriormente mencionados.

Por la parte familiar también asistieron la flameante novia de “Pantera” y su suegro que tuvo activa participación dialéctica, intentando varias veces traer el tema del “Clásico” (que se jugó el domingo siguiente a la fiesta) Al no encontrar eco en el ambiente dejo un pregunta latente en el medio de la fiesta: Pantera de Mozambique, ¿es ahora “Pantera Rosa”?

miércoles, 7 de mayo de 2008

Días de furias

Una vez más nuestro país se adelanta a su época al igual que lo hiciera en las décadas gobernadas por “Don Pepe Batlle”. Esta vez la votación de delegados en las cárceles por primera vez en la historia, echo histórico y sin precedentes en nuestro país (una redundancia ya que aclaré que esto se realizó por primera vez)

Mientras tanto Maldonado es foco de noticias sangrientas, una joven de apenas 11 años es brutalmente asesinada, y un joven que iba en su auto fue baleado por no tener unas monedas. Lamentablemente el joven también murió.

Una nueva ley de “acción” policial se discute, por un lado se encuentran quienes entienden que esta nueva ley viola derechos de intimidad, por otro lado estiman que mejorará y acelerará los procesos judiciales.

Trócoli fue liberado en Italia y no se permite su extradición por estar lleno de vicios su pedido. Para quienes no entendemos del lenguaje judicial, suponemos que el tema de los vicios es algo similar a cuando dejamos pasar un ómnibus por fumar un cigarro, teniendo como consecuencia llegar tarde, pues el pedido de extradición llegó tarde.

El próximo domingo será el clásico del fútbol uruguayo, por lo tanto nos olvidaremos de estos y otros temas, pues los uruguayos somos solidarios, tenemos conciencia social siempre y cuando no jueguen Peñarol y Nacional.

Pero no todo es negativo, quiero destacar como positivo dentro de esta crónica policial las urnas utilizadas en las elecciones carcelarias, dos cajas de hojas de fotocopiadoras, quienes fiscalizaban eran: un señor barbudo con cara de psicólogo, una señora poco arreglada y mayor seguramente la esposa del comandante en jefe y por último una señora muy paqueta con una gorra al tono que se sentía en “Votando por un sueño”, seguramente Carmen Barbieri le hubiera dado un diez.

martes, 6 de mayo de 2008

¿Hoy qué comemos?

Día a día nos acompañan preguntas de índole filosófica, que nos suelen atacar cuando vamos al baño, viajando en ómnibus o escuchando conversaciones de las cuales no queremos participar. Algunas de ellas: ¿Qué es la felicidad? ¿Somos libres? ¿Batman y Robin son pareja? ¿Dónde vacunan en la blanqueada?

A partir de la independencia paterna o materna se suma una nueva pregunta: ¿Hoy qué comemos? Si bien la vida moderna nos lleva al principio por la opción de la hamburguesa de carrito y las pizzas, pasamos luego al estadio de lo enlatado y congelado. Resignando la comida casera para los fines de semanas o feriados, y en el peor de los casos solo degustamos comida casera cuando visitamos la casa de nuestros padres.

De algo estoy realmente seguro y es que debo dejar de escribir para resolver ¿hoy que comemos?

jueves, 1 de mayo de 2008

Sala de profesores

En los centros de educación secundaria del Uruguay a la sala destinada para el descanso de los docentes entre clase y clase se le llama “sala de profesores”. Dicho salón sirve también para que el docente corrija tareas y complete las libretas de calificaciones de los alumnos en las horas libres o puentes también llamados.

Pero no solo de descanso y trabajo vive el ser humano, en la sala de profesores también hay tiempo para almorzar, merendar y hasta cenar. Es aquí donde los docentes ponen en práctica todos sus años de estudio haciendo públicas sus teorías científicas y también las mas interesantes, a mi entender, que son las teorías de vida, esas que solo la “Universidad de la calle” te pueden brindar.

El tema más recurrente es la medicina ya que el 98% de los docentes sólo sabe hablar de enfermedades producidas por el mal comportamiento del alumnado. Mis conocimientos medicinales han aumentado desde que frecuento las salas de profesores, al día de hoy sé reconocer los 1123 distintos tipos de strees que puede sufrir una persona.

El restante 2% de los docentes hacen que la sala sea un lugar más ameno, recordando constantemente seriales y dibujos animados de sus épocas de juventud, acompañadas de anécdotas algunas realmente jugosas.

Particularmente este año convivo con una sala preparada para albergar como máximo a diez docentes, pero las circunstancias llevan a que convivamos aproximadamente unos veinte docentes por tarde. Donde prender el microondas y la cafetera eléctrica al mismo tiempo podría causar la suspensión de las clases debido a que saltaría la térmica, como se dice vulgarmente.

Para este año Codicen dispuso de una partida económica especial para la sala de profesores. Pensamos solucionar el problema eléctrico y tal vez adquirir más sillas, pues por momentos hay docentes que no tienen donde sentarse (no ahí no me siento, usted no cambia más siempre el mismo bandido)

Pero la desilusión fue grande cuando nos enteramos que esa partida solo puede ser utilizada para la compra de libros, de material didáctico o una computadora para la sala.

Entre todos hemos decidido, no invertir en material didáctico ya que los mapas abundan y adquirir un compás implicaría suministrar un arma blanca a sujetos muchas veces pocos cuerdos como los docentes de matemática. Tampoco compraremos la computadora ya que si ésta se llevase a cabo, tendríamos que eliminar de la sala a dos docentes por tema de espacio.

En conclusión tendremos libros nuevos e intentaremos apilar los viejos libros para usarlos como sillas. ¿Un poco contradictorio el nombre de la partida? ¿No le parece?